Translate

lunes, 31 de octubre de 2016

vereda

Camino por una vereda de baldosas ajenas.
Me repelen los carteles, las luces de los autos me ladran
como perros hambrientos, cimarrones, heridos.
No me pertenecen siquiera las sombras que proyecto,
multiplicadas copias paródicas de sucios grises.

Sólo soy dueño de mis pasos.
Sólo soy dueño del impacto de mi pie en el mundo hostil
en esta ciudad privada de cemento y luces frías.
Desgasto mis zapatos caminando el precio de la libertad.


Publicar un comentario